El auge de las aerolíneas de bajo costo en Colombia, hizo que miles de personas cumplieran su sueño de viajar en avión. Sin embargo, a muchas de esas personas lo barato les salió caro y terminaron pagando más de lo que debían, o se vieron envueltos en alguna discusión con la aerolínea; que convirtió su tan anhelado viaje en una verdadera pesadilla. ¿El motivo? El desconocimiento sobre cómo funciona el modelo low cost.
 

via GIPHY

Para evitarte este tipo de problemas, el día de hoy queremos explicarte de una manera sencilla, cómo funciona el modelo y qué cosas debes tener en cuenta antes de volar con una aerolínea de bajo costo; para que tu experiencia sea mucho más placentera. Así que empecemos.

¿Cómo funciona el modelo low cost?

Básicamente el modelo te permite pagar únicamente por los servicios adicionales que necesites. Es decir, si quieres elegir tu propio asiento, llevar equipaje pesado y comer en el avión; debes pagar por ello.
 
La diferencia con las aerolíneas tradicionales, es que en ellas este tipo de servicios muchas veces ya están incluidos en el precio del tiquete. Sin embargo algunos usuarios no hacen uso de ellos, no porque no quieran, sino porque no los necesitan.
 
En ese sentido, el modelo low cost implica una compra mucho más racional en la que el usuario debe pensar con anticipación cuáles serán sus necesidades durante el vuelo, de esta manera sabrá qué servicios adquirir y por ende cuánto debe pagar en total.
 
En la mayoría de los casos, el tiquete de una aerolínea de bajo costo incluye la posibilidad de llevar un artículo personal que se ubica debajo de la silla del pasajero o frente a ella, sin pagar extra por ello. Este artículo tiene ciertas condiciones que varían dependiendo de la aerolínea, en el caso colombiano sería así:
 

via GIPHY

Viva Air Colombia: No debe pesar más de 10 kg y sus medidas no deben exceder los 40x35x25 cm.
 
Wingo: La aerolínea permite llevar sin costo tanto el equipaje de mano como el equipaje de cabina (el que se ubica arriba de los asientos), siempre y cuando cumpla con las condiciones:
  • Equipaje de mano: No debe pesar más de 6 kg y sus dimensiones deben ser máximo de 40x35x25 cm.
  • Equipaje de cabina: No debe pesar más de 10 kg y sus dimensiones debes ser máximo de 55x45x25 cm.

Recomendaciones para tener en cuenta antes de comprar un tiquete con una aerolínea low cost

  1. Infórmate

via GIPHY

Lo más importante es que sepas qué incluye y qué NO incluye el tiquete que estás apunto de comprar. Además, así sea un poco tedioso, nunca está demás leer los términos y condiciones del servicio; de esta manera sabrás cuáles son tus derechos como pasajero y qué cosas puedes y no puedes exigir al momento de una reclamación. Como dicen por ahí, el conocimiento es poder.
  1. Compara

En este punto no nos referimos sólo a comparar tarifas, sino también a comparar servicios. Como dijimos antes, debes hacer de la compra un proceso racional. Para eso puedes hacerte algunas preguntas:
 

via GIPHY

  • Sobre tu equipaje: ¿pesa más de lo permitido para viajar sin costo extra?, si pesa más ¿cuánto debes pagar por él?
  • Sobre la duración del vuelo: si es muy largo ¿crees que te va a dar hambre durante el trayecto?, ¿cuánto cuestan los servicios de alimentación dentro del avión?
  • Sobre las comodidades y beneficios que quieras recibir: ¿quieres elegir un asiento junto a la ventana, que no sea muy atrás pero tampoco muy adelante? en caso de overbooking ¿quieres tener asegurado el asiento?.
  1. Piensa en el equipaje

via GIPHY

Lo volvemos a mencionar porque es muy importante que lo tengas presente. Ya que el transporte de equipaje es la causa principal por la cual los pasajeros se quejan de las aerolíneas low cost. Si definitivamente necesitas llevar mucho equipaje para tu viaje, compara muy bien qué aerolínea te ofrece la mejor tarifa para esto.
  1. Haz el web check in con suficiente anticipación

via GIPHY

Esta recomendación aplica para viajar con cualquier tipo de aerolínea, y es que el check in es lo que te permite obtener tu pase de abordar. Si lo dejas para unos minutos antes del vuelo, sin ánimo de parecer muy negativos, quizás ocurra que no hay internet, la impresora se dañó, algo pasó en el mundo en esos minutos que te impidieron hacer la gestión a tiempo y no pudiste abordar el avión.
 
Las aerolíneas low cost te permiten hacer el check in en el aeropuerto pero, lógicamente, te cobran extra por ello. ¿No crees que es tonto tener que pagar por algo que pudiste hacer unas horas antes en tu casa? Recuerda que para que el viaje sea 100% agradable, la responsabilidad debe ser compartida, no todo depende de la aerolínea, tú como usuario debes asumir el compromiso de hacer los trámites debidos antes del vuelo.
  1. No te asombres tan fácil

via GIPHY

No nos digamos mentiras, cuando nos enteramos que hay tiquetes aéreos desde veinte mil pesos, todos queremos salir corriendo a comprarlos. Lo vemos como la oportunidad perfecta para hacer el viaje a la playa que tanto hemos pospuesto. Pero recuerda que hay cosas demasiado buenas para ser del todo verdad, este tipo de promociones tienen algunas restricciones en trayectos, fechas, ciudades de origen etc, que al final terminan por decepcionar a más de uno.
 
La invitación es a que antes de alegrarte, investigues, te informes y sepas con exactitud qué es lo que estás a punto de comprar.
 
Una vez tengas todo esto claro, puedes preguntarte a ti mismo cuál es el costo final que tendrías que pagar si vuelas con una aerolínea low cost y cuál si lo haces con una tradicional. De esta manera tomarás la mejor decisión y no tendrás que andar peleando con la aerolínea.